De pronto silencio, de pronto humo, fuego y nada.

Tonantzin, Madre tierra, Pachamama,Gaia, Akna, planeta, hogar, cuerpo, nosotros, yo …..

Y de pronto silencio, de pronto humo, fuego y nada.

Como un sonido que se va apagando lentamente hasta quedar sin vida va muriendo en la sombra  y en la lejanía. A diferencia de otros este no se transforma, no muta ni cambia. Muere  en la ingenuidad, en la ignorancia y en la lejanía de quien no ve el poder de la humanidad, el poder de destruir y deformar, de arrasar todo a su paso.

Nos ha tolerado demasiado, y sin embargo no vemos con el corazón lo que a  la vista, a los sentidos, es tan evidente.

El tiempo cíclico no se detiene, como un metrónomo infinito, como una constante subdivisión de corcheas continúa su paso. Confundimos el tiempo con la naturaleza, la creemos infinita, la creemos estable. Aunque hoy nos esté gritando: DETENTE, MÍRAME, ESTOY ROTA, TE NECESITO.

Detente un momento, mira el cielo, abre las ventanas, respira, grita, escucha lo que en las ciudades apenas y se alcanza a oír, apenas y queda el sonido de esa naturaleza que a lo lejos, en un lugar llamado Amazonas, hoy nos está gritando: Sáname.

 Y si recordamos a nuestros ancestros, a los orígenes, tal vez nos llenemos de vergüenza al descubrir lo poco que estamos haciendo desde el fondo de nuestra historia hasta el principio de nuestro pensamiento por este lugar llamado Planeta Tierra.

XGC

One thought

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .