Notas en melodía: En la pluma de Tenoch Ramos

Del rock al jazz, de Londres a México, Tenoch Ramos se une a nuestro quipo de colaboradores. Te invitamos a que conozcas más de el y su carrera dentro de la gestión, promoción y difusión musical. Sigue nuestra revista descargable para que conozcas su contenido.

¿Quién es en Tenoch Ramos?

En mi carrera de cantante de Rock al principio de los 80, fue traumático el tema de que las bandas no tenían en donde expresarse, había unos lugares donde se presentaban grupos de covers, pero no grupos con nuevas propuestas y menos cantando en español, la Librería Gandhi nos abrió un espacio, así mismo la librería el Ágora en Insurgentes y Barranca del Muerto, pero eran muy esporádicos los días y básicamente no contaban con las instalaciones para hacer una tocada de Rock.

Mucho del tiempo en esos días se iba buscando en donde llevar tu música a las nuevas audiencias, éramos jóvenes, teníamos la energía, la ingenuidad, la inocencia, así que con la suerte de primerizos se hizo mucho yendo de acá para allá y así ir creando una carrera musical, pero en si, no había una escena, o la que había era muy pequeña, así que me hice la idea de que el Universo me había mandado a este mundo a crear lugares de expresión musical para los jóvenes, ser un gestor cultural. Me apasionó mucho el título, así que me aboque de lleno a realizar todo tipo de maromas para que esto fuera posible; cuando digo expresión musical, me refiero básicamente a la música contracultura, música en resistencia, no desdeño ningún tipo de música, pero lo mío es la música que tenga algo que decir con intensidad y profundidad, en estos términos vienen muchas cosas subjetivas que me llevaría años de discusión, no es mi labor convencer a nadie, en gustos se rompen géneros, pero si es muy importante para mi que todo aquel que se jacte de ser músico tiene que ser consciente de que su talento debe de tener un contenido que te acerque de alguna manera a la verdad, al despertar, al trascender, y no a la vejación, a la insensatez engañosa en la que te vuelvas rico cantando que bonito es ser pobre, que tengas un discurso de izquierda pero que cobres con la derecha, que grites liberación y seas un victimario doméstico.

Diez años después, cargando maletas de los grupos que venían por primera vez a México en la Vanette que he mencionado, específicamente con INXS, por alguna razón el guitarrista de la banda quería un amplificador para ensayar en su cuarto o por que estaba inspirado y quería componer, alguien de OCESA me dijo que si yo sabia donde conseguirlo, me aboque y pregunté con tantos músicos que conocía y se lo conseguí, era mi primer relación directa del instrumento musical -en este caso el amplificador- y los músicos internacionales y sus exigencias. En esos días habían dos personas muy profesionales que hacían esto de rentar instrumentos musicales, una de ellas se dedicaba de lleno a Juan Gabriel y José José, la otra tenia el mercado de las agrupaciones de Emanuel, Mijares, Yuri y de ese tipo, todos los artistas de ese nivel rentan los instrumentos musicales, para mi fue un gran descubrimiento ¿Por quÉ los rentan? porque es un tema “delicado” del que prefieren que una persona profesional haga ese trabajo y en sus presentaciones no tener que lidiar con eso, cuando digo “delicado”, Me refiero a que cada uno de sus músicos utiliza un instrumento con especificaciones que hay que cumplir, marca, modelo, medidas, etc. Ahora, 30 años después hay una infinidad de compañías que se dedican a eso, las exigencias y especificaciones son muy variadas y la demanda se convirtió en algo muy sofisticado.

Una vez paradójicamente fue el road manager de Mijares el que me dijo que si lo podía sacar de un problema, digo paradójicamente por que no era mi fuerte trabajar para esas agrupaciones, habían tenido una situación la noche anterior en algún palenque de la República y no alcanzaban a llegar sus instrumentos a una presentación super importante en “Siempre en Domingo”, con Raúl Velasco. Hago un pequeño paréntesis, para mi, Televisa, Raúl Velasco, y todo lo que tuviera que ver con eso, era la decadencia total de lo que era arte, música y cultura, toda mi juventud mal hablé de “Siempre en Domingo” y de todo su elenco y formato, por mal inducirnos a una música que no determinaba nada excepto ignorancia hacia su publico. Hubiera querido que ese tiempo tan importante (los domingos por la tarde), se utilizara dando cultura real a la gente, con música y arte que según mi punto de vista era totalmente diferente a lo que ponían en ese programa, y es que por otra parte mi prejuicio a la música mexicana era evidente por mi cultura híbrida adquirida en mis años mozos (de música regional todavía al día de hoy es inminente mi ignorancia, y es algo que no me enorgullece para nada, de música latina muy poco a poco fui aprendiendo gracias a mi trabajo y me vino a callar mi bocota, por no tener un oído educado).

Así pues la solicitud del equipo de Mijares era básica ya que era para figuración o playback como lo conocemos, jamás pensé que esa tarde iba a cambiar mi vida laboral para siempre, llegué a Televisa San Ángel y en el estudio donde se hacia la grabación me hicieron mostrar lo solicitado por el artista mencionado y fui viendo el desarrollo del programa musical más importante de la historia de nuestro país y de toda América Latina. Al entrar nosotros en acción, con el tiempo limitado, montamos el set del cantante y al terminar se me acercó el floor manager del programa conocido como “El Chocorrol” (QEPD):

-Oye Tenoch, ¿Así te llamas?
Si, dime..
-¿Tienes más instrumentos?
Pues si, ¿por? ¿para?
-Te veo el martes para la junta de producción en Paseo de las Palmas.
!Si, claro¡ Ahí nos vemos.

Más de 6 años -incluyendo los Festivales Acapulco-, tuve trabajo con mi “odiado” Raúl Velasco, toda mi percepción de lo que el negocio de la música era y fue, paso a paso se modificó. Mi ignorancia con respecto al trabajo de las disqueras, el manejo de la prensa, publicidad, promoción, distribución, el trato con el artista -que es un producto-, y como tal es manejado, todos los domingos tuve la oportunidad de ver ahí de frente a artistas nacionales e internacionales en su momento mas intenso que es la promoción, entendí por que sin la figura del Sr. Velasco muchas carreras simplemente jamás hubieran existido, sin el trabajo de inversión de tiempo, dinero y esfuerzo que hacían las disqueras, los grupos simplemente no serian nada, hay muchos colegas y amigos míos que piensan exactamente lo contrario. ¿Qué es primero: el artista o la disquera? ¿El artista o el apoyo descomunal de un programa que llegaba a cada esquina de nuestro continente? Ahora sabemos que las disqueras dejaron de existir como tales, históricamente es el hecho más relevante dentro la música y su formato promoción-distribución-venta.

No te pierdas la revista digital de Septiembre para continuar en la pluma de Tenoch Ramos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .